Investigación

La investigación que cambia el mundo es una parte vital de la misión principal de la universidad. Hemos vuelto a habilitar espacios de investigación que permiten a los miembros del profesorado regresar a la investigación crítica realizada en el campus que muchos tuvieron que suspender en marzo. El número de investigadores en el campus seguirá aumentando a medida que desarrollemos métodos para operar de manera segura un mayor número de espacios para la investigación académica, la investigación científica y la expresión artística.

UT ha implementado un plan de seis niveles para reabrir la actividad de investigación, siendo el Nivel 5 el más cerrado y el Nivel 0 el más abierto. En junio, la universidad pasó del nivel de investigación 4 al nivel de investigación 3, en el cual el liderazgo de la universidad se movió con cautela para permitir que hasta el 40% de los investigadores regresaran al campus (incluidos profesores, personal de investigación, becarios postdoctorales y estudiantes de posgrado).

A partir del 26 de agosto, algunos estudiantes de pregrado ya podrán participar en investigaciones en los equipos que hayan sido aprobados para realizar investigaciones en el campus.

Para mantener a los investigadores en un entorno seguro, se mantendrán registros de rastreo de contactos para todos los espacios de investigación, con nombres y horarios de entrada y salida. Los investigadores principales pueden utilizar el trabajo por turnos como forma de aumentar el distanciamiento social entre sus investigadores.

No se ha detenido ni restringido ninguna investigación remota. Los investigadores cuyo trabajo no requiera el uso de un laboratorio en el campus, ni un espacio dedicado a la investigación o la interacción cara a cara con los participantes del estudio han continuado su trabajo como antes.